Electrólisis percutánea musculoesquelética (Epi/Epm)

Se conoce como EPM o EPI a la Electrólisis Percutanea Muscular o Electrólisis Percutánea Intratisular. Es una técnica de fisioterapia invasiva. Consiste en la aplicación ecoguiada de una corriente galvánica a través de una aguja de punción que produce en el tejido blando musculoesquelético un efecto analgésico y
un proceso inflamatorio local que permite la fagocitosis y la reparación del tejido afectado.



Este nuevo método revolucionario está indicado para el tratamiento de lesiones tales como:


· Tendinopatías
· Lesiones musculares (como roturas musculares)
· Fascitis-fasciosis plantar
· Lesiones ligamentosas
· Lesiones bursales crónicas
· Retracciones capsulares
· Periostitis tibial
· Neuroma de Morton
· Ganglión sinovial
· Cicatrices




La técnica, al tener un contacto directo sobre la lesión, produce una lisis o destrucción del tejido degradado y fibrótico a tiempo real, aumentando la regeneración y favoreciendo una respuesta inflamatoria adecuada, facilitando el proceso de recuperación en un menor tiempo y con mayor garantía de buenos resultados.

Es imprescindible por seguridad y efectividad que esta técnica se aplique con ecógrafo, para ello contamos un ecógrafo Mindray Z6.